Pensar lo impensable:


Encuentros sobre las relaciones arte/política/estética/psicoanálisis

05.06.2015, 06.06.2015 12:00h; Lugar: MediaLab-Prado - Lab (1ª planta/1st Floor)



En los encuentros que llevan por título ‘Pensar lo impensable’ se hará hincapié en las relaciones dadas en la actualidad en torno a cuatro campos: el arte, la política, la estética y el psicoanálisis. A través de la apertura de nuevas abstracciones contemporáneas, el pensamiento dentro de estos tótems se hace imprescindible, no sólo para edificar concreciones basándonos en la presentación de una imposible representación, sino también para determinar en qué posición y orientación nos encontramos. En colaboración con Brumaria.

 

"Deliberadamente programados después del periodo electoral en curso, los encuentros se sitúan absolutamente fuera del territorio emponzoñado de los viejos y nuevos partidos del capitaloparlamentarismo y de la bisutería ideológica que se pone en circulación y compra/venta en el top manta institucional. Durante los días 5 y 6 de junio, en jornadas de mañana y tarde, Brumaria presentará las líneas y territorios de trabajo en los cuales ha venido operando los dos últimos años. Organizadas en cuatro mesas y/o workshop, de carácter abierto, evitando la dicotomía mesa/público, se plantearán temas y asuntos monográficos que atañen a las relaciones arte/política/estética y psicoanálisis. Las presentaciones, por parte de los integrantes de Brumaria y agentes invitados, serán cortas, no más de 10 minutos, dejando que los asistentes marquen el rumbo y los contenidos de un posible diálogo o discusión. Los temas de partida serán: historia e imagen en movimiento, las relaciones arte/política, Salud política/Salud mental y el arte conceptual en los límites del lenguaje y la política. Dichos temas se corresponden con las últimas y futuras publicaciones de Brumaria. Así mismo, durante la jornadas se presentará la nueva colección tiempo al Tiempo, una colección de ensayos breves, de intervención rápida, en formato libro de bolsillo cuyos contenidos basan su dinámica en los movimientos críticos sobre el eje arte/estética/política/psicoanálisis. Los primeros títulos de la colección hacen referencia al arte conceptual, al relato de Espaliú, la visibilidad del cuerpo y la colonización desde la antropología, la crítica cultural punk, el cuerpo en el trabajo de Javier Codesal, las últimas intervenciones públicas de Alain Badiou, etcétera. Porque el pensamiento indispensable se hace, por cierto, impensable si no es en la implicación misma de alguna orientación en las verdades, en los cuerpos y el lenguaje". Texto por Darío Corbeira.

 

PROGRAMA:
Viernes 5 de junio
12h: Las imágenes subversivas en movimiento. Homoherejías fílmicas por Alberto Berzosa y Lucas Platero
17h: Sobre las relaciones arte/política. El arte es el arte, la política es la política: despertar de la historia por Alejandro Arozamena, Miguel Ángel Rego y Tomás Ruiz-Rivas
Sábado 6 de junio
12h: tiempo al Tiempo. Presentación de la nueva colección de Brumaria tiempo al Tiempo
Transparente opacidad: El arte conceptual en los límites del lenguaje y la política por Jaime Vindel y José Antonio García Simón
17h: Salud política, salud mental. Esquizofrenias y otros hechos de lenguaje ( De la clínica analítica del Macba, 2002-2013 ) por Darío Corbeira, Guillermo Kozameh y Montserrat Rodríguez

Las artes visuales en los programas de 24M


“Políticas culturales” es un término que provoca ecos sombríos en mi memoria. Una resonancia triste: la de las oportunidades perdidas; las energías dilapidadas; el cambio que tantas veces hemos visto próximo y siempre se desvanece.


“Políticas culturales” es también el debate eternamente pendiente en nuestro pequeño mundo, el del arte, donde se especula tanto sobre arte político pero se calla tantísimo de la gestión de los recursos públicos, que en realidad son los únicos que tenemos.


“Políticas culturales”: el no-lugar, la zona muerta. Deberían ser la palanca que trae a la luz los conflictos soterrados, que los pone sobre la mesa. O mejor, que los sube al ring y hace sonar la campana para que empiece el combate. Pero esa palanca que debería mover la sociedad se convierte en cuchara, una veces chiquita, cucharilla, y otras enorme, cucharón, que va derecha al cazo de las instituciones. Cada cual saca lo que puede, y se te toca tropezón, mejor.


La lectura de los programas con que los partidos de izquierda compiten por nuestros votos el 24 de mayo no sólo confirma, sino intensifica mi desasosiego. Los errores se perpetúan y las pocas innovaciones que algunos se atreven a esbozar son abiertamente destructivas. El arte de Madrid va a poder salvar muy poco de este previsible naufragio. Hace treinta años, cuando todo se hacía mal o peor, nadie quería asumir el rol de pájaro de mal agüero y predecir la debacle en que nos encontramos. De aquellos polvos estos lodos. Treinta años perdidos. Ahora nos enfrentamos a otros 30 más, a la repetición cansina del “Se vogliamo che tutto rimanga come è, bisogna che tutto cambi”, donde bailarán los cargos, se reorganizarán presupuestos, se promoverán algunos espacios en detrimento de otros, pero nada en el arte cambiará.


Leer el artículo completo en: antimuseo.blogspot.com

www.acha-kutscher.com